facebook_cono icono_twitter google-plus-icon-100x100 icon7 flickr_logo icono instagram
  
 
Captura de pantalla 2016-08-17 a las 12.46.19


Exhiben negocio familiar de líder magisterial en NL

Escrita el 09, Mayo del 2016

Guadalupe Castillo incluyó como proveedora del sindicato a la empresa Servicios Doxa.

México.- Una jugosa ganancia está sacando Guadalupe Castillo como líder de la Sección 50 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) en Nuevo León.

Y es que junto a su familia armó un negocio que realiza préstamos personales a los maestros, según lo da a conocer Reforma.

Se trata de la empresa Servicios Doxa, en la cual aparece el consuegro de Castillo, y que se formó apenas hace dos años, cuando ya era dirigente magisterial. Se ubica en Amado Nervo 331, en el Centro de Monterrey.

Documentos en poder del mencionado rotativo revelan que la compañía se incluyó como proveedora del sindicato, del que obtiene pagos mensuales ¡por unos 7 millones de pesos!

Se creó el 6 agosto de 2014, según el acta constitutiva, y entre sus accionistas aparecen Guillermo Malo Galindo, quien es consuegro de Castillo, porque sus hijos Guillermo Malo Campos y Sandra Guadalupe Castillo Bejarano son esposos.

Ángel Charles destaca en su investigación que se tuvo acceso a las relaciones de pago internas expedidas por la Secretaría de Promociones Económica, la cuales reflejan que la empresa factura, en promedio, unos 7 millones de pesos mensuales, por cobros de préstamos personales a los agremiados.

También figuran como accionistas de la empresa son Hugo César Arrieta Medina, Víctor Hugo de Anda Chousal y Víctor Manuel de Anda Uribe.

Pero en el magisterio se dice que el encargado de cualquier trámite o gestión es el consuegro del dirigente sindical.

Reforma destaca que desde que asumió la dirigencia magisterial, en septiembre de 2012, Castillo ha enfrentado fuertes cuestionamientos, pues basta recordar que en diciembre, maestros y familiares de docentes fallecidos denunciaron públicamente a la dirigencia por un presunto fraude por unos 35 millones de pesos, por haber rebajado un seguro de vida y no haberlo contratado.


Reenviado por Redacción / #MásClaro.

Nota original SDPNoticias

http://www.masclaro.mx/