facebook_cono icono_twitter google-plus-icon-100x100 icon7 flickr_logo icono instagram
  
 
Captura de pantalla 2016-08-17 a las 12.46.19


El tren de la educación

Escrita el 27, Abril del 2017

Puebla tiene a nivel nacional un prestigio que cuidar. Hasta 2015, según la Secretaría de Educación Pública, el estado tenía 466 escuelas de educación básica y 248 de educación superior, lo que la ubicaba en segundo lugar nacional sólo detrás de la Ciudad de México.

Estos datos contrastan con los del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), que señalan a nivel nacional, la población de 15 años y más tiene 9.2 grados de escolaridad en promedio, lo que significa un poco más de la secundaria concluida, pero en Puebla este promedio baja a 8.5 años, que es el séptimo peor en México.

Un estado sin educación enfrentará sus retos en desventaja, por lo que se vuelve fundamental para el desarrollo y la construcción del futuro.

Puebla, según los datos del INEGI, está enfrascada al fondo del país en materia de educación y sus indicadores así lo demuestran.

Pues de cada 100 personas de 15 años y más, 7.9 no tienen ningún grado de escolaridad; 56.2 tienen la educación básica terminada, 19 finalizaron la educación media superior, 16.5 concluyeron la educación superior.

Pero el dato que más nos debe alarmar es que, en Puebla, 8 de cada 100 personas de 15 años y más, no saben leer ni escribir, mientras que a nivel nacional son 6 de cada 100 habitantes.

Puebla está en los cinco últimos lugares de analfabetismo en el país. Mientras la Ciudad de México, Nuevo León, Baja California y Coahuila tienen niveles muy bajos, Puebla está en los cinco últimos lugares, junto con Chiapas, Guerrero, Oaxaca y Veracruz.

A pesar de esto, Puebla tiene grandes instituciones educativas como el Sistema de Centros Escolares (el Centro Escolar Niños Héroes de Chapultepec, el Centro Escolar Presidente Lic Miguel Alemán, el Centro Escolar Juan N. Méndez, el Centro Escolar José María Morelos y Pavón), el Instituto Normal del Estado o la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, fundada en 1587 bajo el nombre de Colegio del Espíritu Santo por Covarrubias y el padre Antonio de Mendoza.

El reto para los próximos años es atacar el analfabetismo, estar en la parte alta de las estadísticas educativas, acercar la educación a los poblanos y mejorar la calidad de la enseñanza.

Esta tarea, como muchas otras, no es fácil, y requiere de la participación de muchos.

Sacar a Puebla del atolladero en que se encuentra en materia educativa nos va a permitir, a todos, tener un mejor estado, una mejor economía, un mejor desarrollo.

Puebla debe ser locomotora de la economía nacional, no un estado más, y mucho menos, ser el cabús.

El tren de la educación en Puebla lo debemos hacer entre todos, desde los rieles, hasta las estaciones que nos deben llevar hacia adelante.

Reenviado por Redacción / #MásClaro.

Nota original Diario en Cambio

http://www.masclaro.mx/